Consulte nuestras revistas Online

  • REVISTA GRAN HOTEL 289
  • Hoteles

    Concepció by Nobis abre sus puertas en Palma de Mallorca

    Con su encanto relajado, abundancia de cultura y fácil dualidad de mar y ciudad, no es de extrañar que el grupo Nobis eligiera Palma como ubicación para su primera propiedad fuera de Escandinavia. Inaugurado este mes de junio en la capital mallorquina, Concepció by Nobis reúne el estilo escandinavo característico de la marca sueca con un sofisticado encanto español, ambos representados en un edificio histórico que se encuentra en el límite del casco antiguo de la ciudad. Con tan solo 31 habitaciones, Concepció by Nobis es tanto un lugar donde socializar como un hogar íntimo donde alojarse. Así lo demuestra el flujo de espacios abiertos del hotel que incluye un restaurante, un bar y un salón; salas para reuniones y eventos, y una destacada área de piscina y terraza. Con un concepto de diseño realizado por el prestigioso estudio de arquitectura sueco Wingårdhs y con la participación de reconocidos artesanos locales, este nuevo hotel promete entusiasmar.

    Ubicado en una zona céntrica de Palma, donde el casco antiguo se encuentra con el barrio de Santa Catalina, Concepció by Nobis se asienta en un rincón de la ciudad que está lleno de historia. El hotel toma el nombre de la calle en la que se encuentra, Carrer de la Concepció, donde hubo un conocido mercado de aceite de oliva, y ocupa un edificio que data de mediados del siglo XVI, una propiedad que en el pasado fue una fábrica de jabón y más tarde una residencia privada. El resultado es un edificio impregnado de numerosos elementos del pasado en un lugar donde animados bares y restaurantes modernos se mezclan con monumentos culturales como la Plaza de España, el Mercado de Santa Catalina y el Mercado de l’Olivar.

    Todo lo anterior se convierte en un telón de fondo dramático para un hotel que pone gran énfasis en la estética. Renovado por el estudio sueco Wingardhs, junto con las firmas españolas Jordi Herrero Arquitectos y Eduardo García Acuña Arquitecto, el escenario del siglo XVI presenta ahora vigas al descubierto, latón y madera, acentuada con una gran variedad de muebles, iluminación y accesorios de marcas reconocidas internacionalmente, como testimonio a las credenciales de diseño del hotel. Además de los sillones Carl Hansen en las habitaciones y la iluminación de Orsjo, el hotel está salpicado de piezas de marcas como Artek, Hay y B&B Italia, que coexisten cómodamente junto con los arcos, pilares y bóvedas cuidadamosamente restaurados del edificio. Esta fusión perfecta de lo antiguo y lo nuevo tiene su máxima expresión en la creación de una serie de mosaicos a medida, resultado de una asociación con la marca de cerámicas local Huguet. Inspirándose en el paisaje mallorquín, han creado un azulejo de estilo acuarela verde y blanco diseñado por Wingårdhs exclusivamente para el hotel, con cada pieza hecha a mano por los hábiles artesanos de Huguet en un taller al este de Palma, y aplicada al suelo de la entrada, habitaciones y baño.

    Un espíritu mediterráneo similar se evidencia en las 31 habitaciones y suites, en las que también destaca una clara presencia escandinava. Aquí, las paredes blancas brillantes contrastan con vigas y puertas negras, y una mezcla de textiles oscuros y neutros se presenta junto con una carpintería artesanal local, todo bañado en luz natural. Además de los azulejos hechos a medida de Huguet en los baños y las mesas de centro de Zanat, los detalles destacados incluyen cabeceros enrejados de piel de silla de montar de la marca sueca Gemla y lámparas de pie de Le Kint, mientras que la habitación Terrazza de generosas dimensiones cuenta además con su propio patio privado. Los artículos de tocador de la marca sueca de fragancias Byredo completan esta genial combinación y hacen referencia tanto a las raíces escandinavas del hotel como a su atmósfera general de elegancia contemporánea.

    Las áreas públicas del hotel introducen una fluidez de espacios en lso que los huéspedes pueden deslizarse fácilmente de una estancia a otra. Reunirse, cenar, trabajar y descansar es posible con el amplio salón de Concepció by Nobis, una sala definida por mesas comunes y varios rincones ideales tanto para reuniones espontáneas como para momentos de paz. Para los eventos organizados, el hotel dispone de una sala de reuniones y un chambre sèparée, dos espacios elegantes que han sido vestidos por Wingårdhs con muebles y candelabros de época. Por otra parte, el restaurante del hotel, Xalest, sirve un menú sencillo pero auténtico de clásicos de inspiración mallorquina elaborados con un toque contemporáneo por el chef lcoal Xema Álvarez, justo con un bar donde también se sirven tapas, vinos regionales y cócteles personalizados. Todo se completa con un regalo poco común en esta ciudad: una amplia zona al aire libre en la que una terraza soleada y una piscina al aire libre se unen para crear una oasis de serenidad en el centro del Palma. El descanso adicional se acelera en la sauna y el área de relajación de la planta baja del hotel, mientras que los huéspedes que buscan un ritmo más alto apreciarán el gimnasio adyacente que cumple con todos los requisitos de un moderno espacio de fitness urbano.